Viernes , 28 Noviembre 2014
Home > En vivo > Emotivo rescate de perros de laboratorio por agrupación española Igualdad Animal

Emotivo rescate de perros de laboratorio por agrupación española Igualdad Animal

La noche del 1 de enero de 2011 un grupo de activistas por los derechos animales rescatan a 36 perros del criadero de animales para experimentación Harlan Interfauna situado a las afueras de la localidad catalana de Sant Feliu de Codines dando en este año nuevo una nueva vida a estos animales.

Los animales de aboratorio están encerrados permanentemente sin poder correr, jugar, explorar su entorno o relacionarse con otros varios de ellos presentaban además llagas en sus cuerpos –como evidencian las imágenes que grabamos esa noche– debido a que tenían que dormir en pleno invierno en contacto directo con el frío suelo de cemento cubierto de sus propias heces y orina.

Uno de los perros rescatados vivía totalmente aislado del resto sin ningún tipo de contacto con los demás animales. Esto es una forma de tortura psicológica para un animal social que precisa la compañía de otros con los que poder relacionarse. Otros estaban tan ansiosos por tener algún contacto y estímulo tras cerca de cuatro años encerrados que trataban desesperadamente de tocarnos entre los barrotes y llamar nuestra atención como podían. Cuando entramos en el recinto en el que se encontraban se abalanzaron entusiasmados sobre nosotros buscando nuestro cariño. Pocos minutos después nos acompañaban contentos fuera de aquel lugar en el que era el primer paseo que daban en libertad en toda su vida.

Todos los animales rescatados fueron llevados  a lugares seguros.

Tras la dura vida en las instalaciones catalanas de Harlan Interfauna –y al igual que sucede en las de Green Hill en Italia y Marshall en EEUU entre otras– un destino aún peor aguardaba a estos animales: ser trasladados a laboratorios de vivisección en los que serían encerrados permanentemente en jaulas de las que sólo saldrían para ser sometidos a experimentos. Todos ellos habían nacido con la condena de convertirse en las víctimas de pruebas de toxicidad, experimentos de investigación biomédica y veterinaria, aprendizaje en facultades o experimentos militares que acabarían finalmente con sus vidas.

Los activistas que llevaron a cabo esta acción, son veganos y rechazan el especismo así como toda forma de explotación animal, como la vivisección en este caso, el consumo de productos animales, su uso en espectáculos o para nuestra vestimenta porque consideramos que lo único importante a la hora de respetar a alguien es su capacidad para sentir y no su especie, sexo o raza.

Los de Igualdad Animal -dedicaron esta acción a todos los activistas que luchan para acabar con la vivisección y recordar a todos los animales que se encuentran en estos momentos en los criaderos y laboratorios-.